Ingredientes


• 4 tomates deshidratados
• 12 filetes de anchoa del cantábrico
• un puñado de hojas de albahaca
• 1 frasco de queso viejo krema
• huevas de salmón
• 1 lomo de salmón ahumado

Para la masa


• 260 grs. de harina blanca
• 250 ml. de leche
• 40 grs. de mantequilla
• 15 grs. de levadura fresca
• 2 yemas de huevo
• 2 claras de huevo
• un pellizco de sal
• 10 grs. de azúcar

Elaboración


Mezclamos en un bol, la harina previamente tamizada, con la sal, el azúcar y dos yemas de huevo, mezclamos a conciencia. Disolvemos la levadura en la leche a temperatura templada, e incorporamos al resto de ingredientes. Removemos bien, para que la masa sea homogénea. Tapamos el bol con papel transparente y dejamos que repose media hora a temperatura ambiente.
Transcurrido ese tiempo, añadimos a la masa reposada, la mantequilla clarificada y las dos claras montadas con azúcar a punto de nieve.
Mezclamos poco a poco con una lengua de gato, para que las claras no se bajen, las incorporamos con suavidad. Una vez terminada la mezcla, calentamos una plancha o sartén a fuego medio, cuando esté bien caliente, añadimos la masa de blinis, cocinamos hasta que cuaje y le damos la vuelta, no deben tostarse en exceso
Untamos los blinis con gazta zahar krema (crema de queso viejo,).
A continuación cortamos en tiras el lomo de salmón y las colocamos en horizontal. Colocamos tres anchoas del Cantábrico y en cada hueco, repartimos las huevas en los seis huecos que quedan en el blini.
Por último laminamos los tomates deshidratados y los colocamos por encima, picamos fino las hojas de albahaca.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *