Ingredientes


• 250 g de cebolleta picada
• 250 g de bacalao desmigado y desalado
• 250 ml. de nata líquida
• 2 hojas de gelatina
• 5 g de ajo laminado
• Media guindilla cayena
• 75 g de aceite de oliva virgen

Ingredientes Para el aceite verde


• 15 g de hojas de perejil
• 180 g de aceite de oliva virgen extra

Ingredientes Para el acabado


• Brandada fría de bacalao desalado
• Rebanadas de pan de barra cortado al bies (1 cm grosor)
• Aceite verde
• Hojas de Perifollo

Elaboración


En una cazuela calentar el aceite de oliva con el ajo laminado y la guindilla.
Cuando el ajo comience a bailar añadiremos la cebolleta picada y la rehogaremos a fuego lento sin que coja color, durante 8 minutos.
Pasado el tiempo, subimos el fuego, ponemos fuego fuerte, añadiremos el bacalao y cocemos durante 3 minutos (en el caso de que soltara mucho agua, lo escurriríamos en un colador).
Cuando el bacalao este, verteremos la nata líquida y dejaremos hervir el conjunto durante 5 minutos.
Retirar del fuego, dejar enfriar unos minutos y cuando haya bajado la temperatura añadimos las hojas de gelatina previamente hidratadas en agua fría y escurridas.
Pasamos la mezcla por un túrmix a velocidad máxima, colocamos en una bandeja y dejamos enfriar con papel film a contacto.

Elaboración Para el aceite verde


Triturar en una túrmix los ingredientes el aceite y las hojas de perejil, pasamos por un colador y reservar

Elaboración Para el acabado


Tostamos las rebanadas de pan, colocar encima de las rebanadas una quenelle de brandada (60 g) decorar con un grisini fino sobre la brandada, una pizca de aceite verde y el perifollo.

Consultala

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *