Ingredientes


• 2 pechugas de pollo cortadas a dados
• Jengibre fresco
• Canela en polvo
• Cilantro molido
• Sal y pimienta
• 4 huevos
• Perejil picado
• Cilantro fresco picado
• Almendras tostadas y picadas
• 12 láminas de pasta filo
• Azúcar lustre

Para el caldo


• Unas carcasas de pollo
• Perejil
• Azafrán
• Clavos
• Nuez moscada
• Sal y pimienta

Elaboración


Hacer un caldo con todos los ingredientes del mismo.
Saltear el pollo con el jengibre picado, la canela, el cilantro molido, sal, pimienta, añadir un poco de caldo y dejar cocer hasta que el pollo esté tierno.
Añadir los huevos y dejar cocer en forma de revoltillo ligero.
Añadir el perejil picado, cilantro fresco picado y las almendras picadas.
Encamisar una placa de horno y cubrirla con 6 hojas de pasta filo untadas con mantequilla.
Espolvorear con azúcar lustre y un poco de canela y hacer un cordón alrededor con una reducción de caldo con miel, una pizca de Cayena en polvo y cilantro fresco picado.
Se puede servir con una ensalada de hojas de achicoria, pepino, cebolla, yoghurt y menta fresca.