Ingredientes


• 6 bollos suizos o de leche
• 0’5 l. de leche
• 0’5 l. de nata líquida
• 5 cucharadas de azúcar
• Un trozo de piel de limón
• Una astilla de canela
• 2 huevos batidos
• Aceite de oliva para freír
• Azúcar moreno
• Canela molida

Elaboración


En un cazo llevamos a ebullición la leche con la nata, canela, limón y azúcar
Preparar los bollos para el remojo, cortarles una tapa al costado.
Colocar los bollos en una fuente amplia y profunda, colar la leche y la nata y dejar que se empapen unos minutos, dándoles vuelta cuidadosamente.
Ojo porque se vuelven muy quebradizos y se rompen sólo con mirarlos.
Batir los huevos.
Escurrir los bollos del baño y pasarlos por el huevo batido.
Freírlos en abundante aceite de oliva.
Escurrirlos sobre una hoja de papel.
Rebozarlos en azúcar y canela.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *