Ingredientes


• 1 filete de mero con piel, limpio
• 2 cucharadas de aceite de oliva.
• 80 g de mantequilla fría en dados.
• Zumo de 1 limón.
• 1 cucharadita de perejil picado.
• 1 pizca de jugo de carne (parecido al asado de un pollo).
• Harina.
• Sal y pimienta

Elaboración


Sazonar el filete de mero por sus dos caras.
Arrimar la sartén al fuego, fundir mantequilla, con un poco de aceite.
Cuando espume, enharinar el lenguado y añadirlo a la sartén por el lado oscuro, osea el grueso.
Dejarlos hacer, rociando con la grasa por encima.
Transcurridos unos minutos, dar la vuelta y dejar que se hagan por el lado blanco, hasta que los lomos se despeguen fácilmente de la espina.
Retirar el mero a una fuente.
Añadir el zumo de limón y dejar que reduzca al fuego, ligando y espesando el jugo.
Rascar el fondo para despegar el tostado que pueda haber quedado en la sartén.
Añadir el jugo de carne, las nueces de mantequilla fresca, espolvorear con abundante perejil, salpimentar y rociar el mero recién hecho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *