curso de formación

Curso de formación en cocina y pastelería: se termina el colegio

Terminar un curso de formación en cocina y pastelería, es un momento en la vida que define y marca a los jóvenes y no tan jóvenes estudiantes. Algunos alumnos de nuestra Escuela de cocina y pastelería finalizan sus estudios profesionales este año.

Finalizar los estudios de formación profesional es una de las etapas que más sentimientos encontrados produce. Por un lado, los alumnos dejan de ser alumnos para pasar a ser futuros profesionales de la cocina y la pastelería. De esta forma podrán insertarse en el competitivo mercado laboral. Pero por otro, también dejan atrás horas de estudios, preparación, ilusiones, éxitos, fracasos, compañeros, amigos, profesores y una Escuela que les ha visto crecer profesionalmente.

Para nosotros, como responsables de su formación, esta etapa es decisiva. Porque muchos ahora ya son adultos y deben decidir sobre su futuro. Lo que desean ser profesionalmente durante el resto de sus vidas.  

Recordar que hay un mundo fuera del curso de formación

Estos últimos momentos, disfrutamos de un cúmulo de emociones. Recordamos sus primeros días de clase y los primeros contactos entre compañeros y profesores. Algunos sienten emoción al finalizar su etapa de estudios, mientras otros mantienen la intranquilidad de la incertidumbre de su futuro.

Estoy seguro que para muchos es agradable abandonar su etapa de formación en nuestra Escuela de cocina y pastelería. Pero ahora toca afrontar otros retos y para algunos jóvenes estudiantes, este cambio puede provocar un “shock”, porque implica dejar las “comodidades” de la Escuela para afrontar las responsabilidades e independencia que ofrece un trabajo.  Es decir, asistir puntualmente al trabajo, cumplir con tus funciones te gusten o no te gusten, respetar a tus jefes y compañeros, te gusten o no te gusten y un largo etcétera de obligaciones laborales que se desconocen mientras son estudiantes.

Una nueva etapa más allá del curso de formación

Sin duda hemos tratado de inculcar hábitos de estudios y de trabajo que puedan servir a nuestros estudiantes para la inserción en el mercado laboral. Responsabilidad, hábitos de estudios, hábitos de trabajo, cumplir con las obligaciones, pero por mucho que queramos, desenvolverse en el trabajo no es lo mismo que desenvolverse en la Escuela.

A muchos de nosotros nos da tristeza que nos abandonen, pero nos emociona que puedan empezar una nueva etapa laboral o continúen con otros estudios fuera de nuestras aulas. Para algunos será una situación de estrés, vivirán situaciones desconocidas y tendrán responsabilidades nuevas. Deberán tener mucha paciencia para poder adaptarse a este cambio, pero seguro que lo lograran si realmente les motiva, tienen constancia y les gusta lo que hacen.

¿Cuál es la oferta de nuestra Escuela de cocina y pastelería?

La oferta de cursos de nuestra Escuela, brinda una oportunidad de estudios a jóvenes futuros profesionales mediante cursos de formación de dos o tres años o a jóvenes y adultos en los cursos de cocina y pastelería profesionales de un año. Ambas opciones proponen procesos educativos de calidad y diferente duración, con una utilidad y aplicación inmediata en el mercado laboral. Quieren responder a la heterogeneidad de los estudiantes y a sus diferentes necesidades con diversas propuestas pedagógicas, buscando una respuesta educativa a sus necesidades particulares.

La finalidad es que puedan finalizar unos estudios, desarrollando unas competencias para la vida y el trabajo. Que puedan lograr aprendizajes significativos tomando como base un sólido conocimiento teórico y práctico, como un proceso inseparable de diversas materias gastronómicas.

¿Por qué un curso de formación?

Los cursos de cocina y pastelería profesionales ofrecen un camino directo a trabajos específicos. Algunos de los estudiantes de nuestra escuela de cocina y pastelería han preferido este tipo de aprendizaje más práctico. Hay cursos profesionales de cocina, pastelería o con ambas opciones, incluyendo en todos los cursos posibilidades de convenios de prácticas extracurriculares para ayudar a los estudiantes a encontrar un empleo.

¿Y después del curso de formación qué?

Como cada año, a finales de junio un gran número de nuestros alumnos finaliza su período de formación en cocina y pastelería, entrando en muchos casos, en el hasta ahora absolutamente desconocido mundo del mercado laboral. Con sus búsquedas, sus contratos, sus ofertas y sus demandas.

En muchos aspectos, su futuro depende de qué esperan y que buscan en el mundo laboral. Pero hay muchos temas comunes a pesar de los diferentes puestos a los que accederán.

Sin embargo, para la mayoría, su introducción en el mundo laboral “real” se ve facilitada gracias a las prácticas realizadas en el Salón Gastronómico de la propia Escuela o mediante los convenios de prácticas establecidos con empresas colaboradoras del sector.

Estudiar y trabajar durante un curso de formación en cocina y pastelería

Compaginar estudios y trabajo, en muchos casos no es lo mejor para el adolescente.  Algunos de nuestros estudiantes han considerado que buscar un empleo, puede ser una opción más satisfactoria que compaginar estudios y trabajo.

Lamentablemente existen algunos alumnos que no han concluido sus cursos de formación en cocina y pastelería. Las razones pueden ser distintas: para algunos, las dificultades económicas o algún cambio importante no planificado en la vida del estudiante, para otros la cómoda vida de ni estudiar ni trabajar, la falta de constancia y trabajo, incluso lamentablemente en algunos casos con el apoyo de los padres. Para otros es el tema laboral, la dificultad que encuentran por parte de las empresas en las que trabajan, para poder compaginar los estudios.

¿Cual es la dinámica entre curso de formación y mercado laboral?

Sin embargo, en un mercado laboral tan competitivo podría serle difícil conseguir un trabajo en condiciones y más aún mantenerlo, sobre todo si no tienen experiencia. En ese caso, los estudiantes se convierten en una mano de obra barata y fácil de manipular, a expensas de algunos restauradores desalmados, que no son capaces de respetar sus horas de formación, a cambio de un futuro más esperanzador para estos jóvenes chicos.

¿Qué puede hacer la Escuela de Cocina?

Los responsables de las Escuelas y los tutores, tenemos la obligación de ayudar a estos estudiantes en su formación y en sus prácticas, al igual que en la búsqueda de una inserción laboral. Pero también estamos obligados a formar a estos estudiantes con las habilidades necesarias para poder trabajar no solo hoy, sino también en un futuro. Debemos convertirlo en un profesional independiente y puede que de esta forma, descubra un camino profesional que lo conduzca a capacitarse más.

Terminar los estudios es una etapa de transición en la vida muy especial, debido a que surgen grandes expectativas por cumplir. Metas personales y profesionales, como conseguir el primer empleo. Para ello lo más importante es que hayas cumplido tus perspectivas de formación y tengas claro cuál es tu objetivo laboral. Si estás listo para triunfar, sobre todo depende de tu empeño y perseverancia

El éxito de finalizar los estudios

Como sabemos, acabar los estudios trae múltiples beneficios: desarrolla habilidades, abre puertas a estudios superiores y  facilita la entrada a un competitivo mercado laboral.

Estos logros académicos que empiezan siendo intrascendentes para algunas personas, incluso en algunos casos “menospreciados” por algunos “falsos profesionales” acaban haciendo sentirse al estudiante realizado consigo mismo y orgulloso de su esfuerzo.

Incluso a nivel laboral, una persona que termina sus estudios puede percibir un sueldo 45% por encima que alguien que no lo hizo y tiene una notable diferencia para acceder a mejores oportunidades laborales. A nivel personal, para una persona que acaba los estudios existe una mayor probabilidad, de casi 90%, de que sus hijos también lo hagan.

La edad no debe limitar el sueño de terminar los estudios. En los últimos años hemos notado un incremento de la edad de los estudiantes de los cursos de cocina y pastelería profesionales.  Estos datos demuestran que la edad no debe ser nunca un impedimento para iniciar los estudios deseados. La mayoría de estos estudiantes adultos tiene claro que todavía pueden aprender y ofrecer  muchas cosas a la sociedad.

Curiosamente, son los estudiantes más jóvenes los que tienden a abandonar el proyecto de estudios. Por ello este estudiante adulto se ha convertido en una motivación para sus compañeros. Por seguir adelante y por la forma de llevar con madurez y responsabilidad sus estudios.

¿Quieres saber algo más sobre un curso profesional en cocina y pastelería? Mirar nuestra sección detallada de cursos profesionales.

Autor: El Director de la Escuela Sergi Meléndez Giner

Editing: Manuela Pirrone

Copyright by

Escuela de Cocina TERRA D’ESCUDELLA

Bofarull, 46

08027 Barcelona, España

93 349 10 19

terrad.es © 2018 v.2.1

Deja un comentario